Guía para comprar la silla de baño ideal para el adulto mayor

¿Qué es una silla para baño?

Una silla para baño es el asiento que sirve para que las personas con movilidad reducida puedan ducharse o bañarse de forma más cómoda y segura.

¿Sabía que la mayoría de las caídas se producen en la zona de baño y ducha? Esto se debe a que la presencia de agua aumenta la probabilidad de que una persona resbale y se caiga.

Por lo tanto, es esencial que las personas mayores que lo necesiten cuenten con asientos
adecuados al momento de bañarse para reducir las posibilidades de que lo anterior suceda.

En este sentido, las sillas de baño son una ayuda fundamental para la vida diaria de los adultos mayores o para aquellos que tienen discapacidad, así como para las personas con problemas de movilidad, especialmente en los casos en los que no se sienten muy seguras de estar sobre sus pies ya sea por la debilidad de los músculos de las piernas, porque tienen problemas de equilibrio, articulares o relacionados con un postoperatorio.
Silla-de-baño-
Su función principal es dar descanso a las personas mientras se bañan y algunos modelos pueden tener características que ayudan a los usuarios a acceder a la ducha con facilidad.
Si ha identificado que es momento de comprar una silla de baño para usted o un adulto mayor cercano, debe considerar los siguientes cinco puntos fundamentales:
medical-assistant-giving-assistance-to-disabled-old-woman
  1. Movilidad de la persona y otros requisitos ¿Qué grado de movilidad tiene la
    persona? ¿Puede entrar y salir de la ducha o bañera por sí misma levantando las
    piernas? ¿Necesita apoyo para la espalda?

Dependiendo de la respuesta a las preguntas anteriores, esto puede ayudar a
reducir las opciones ya que hay una gran oferta en el mercado que va desde sillas
de baño, taburetes de baño, tablas de baño y bancos de transferencia.

Cada una de estas ayudas ha sido diseñada para satisfacer las necesidades de una
persona, por lo que es muy importante saber qué necesita el usuario para poder
bañarse con seguridad, independencia y confianza.

Otra ayuda para el baño de las personas mayores o discapacitados que podría
considerar es una barra de agarre.

Persona-mayor-en-silla-de-baño-y-elementos-de-seguridad
  1. Dimensiones: es importante que conozca las dimensiones de la ducha antes de comprar la silla de baño, sobre todo, el ancho del área.
  1. Superficie de la silla: existen dos tipos de superficies de asiento; una lisa y otra con textura. Aunque esta última es más segura, depende de las preferencias personales.
Silla-de-baño-y-elementos-de-seguridad
  1. Altura ajustable o fija: las sillas y taburetes de baño vienen con opción de altura ajustable y fija, por lo que es importante que la persona que va a utilizar el producto lo pruebe antes de comprarlo para asegurarse de que es adecuado para su altura.

Por ejemplo, en Mayor Vida encuentra esta opción con altura ajustable en cinco
posiciones. Además, también cumple la función de sanitario plegable, lo que lo hace práctico para usar, almacenar y transportar.

  1. Agarre para los pies: algunos productos vienen con agarres para los pies o ventosas para hacerlos antideslizantes en zonas húmedas.
Silla-de-baño-con-pies
Por último, tenga en cuenta que es muy importante que la persona mayor pruebe la silla de baño antes de adquirirla ya que se trata de una compra a largo plazo donde la comodidad y la seguridad son dos aspectos fundamentales del producto.

Referencias

Compartir esta entrada de blog:

Contáctenos

[email protected]
(+57) 3175157103

Visítanos

2022 Mayor Vida S.A.S. Copyright © – Todos los derechos reservados.